Translate

martes, 23 de diciembre de 2014

LA FIESTA PAGANA DEL SOL



ANA MARIA SEGHESSO 


 

 



Entre el 22 y el 25 de diciembre en el hemisferio Norte, las horas de oscuridad alcanzan el máximo de tiempo sobre las horas de luz. A partir del 25 la luz del día aumenta progresivamente, luego del Solsticio de invierno, circunstancia que los antiguos romanos celebraban festejando el Festival del Nacimiento del Sol Inconquistado  - Dies Natalis Solis Invicti – El dios de la Luz destinado a triunfar sobre las tinieblas de la oscuridad y del Mal.










 
Varias divinidades solares  con funciones de salvadores de la humanidad, como Mitra, Helios y El-Gabal representaban el Sol en sus respectivas religiones.



El nacimiento de Cristo ha sido fijado en ese período tres siglos después de su nacimiento real. Sin embargo, en ninguna parte de los Evangelios se hace referencia a esta fecha.



La fiesta de Navidad fue instituida por Constantino el Grande según refiere un historiador cronógrafo romano, Furio Dionisio Filocalo, en un almanaque donde aparece la indicación 



“VIII día antes de las Calendas de enero (25 diciembre): Cristo, nacido en Belén de Judea.



Constantino integró el Cristianismo, hasta entonces perseguido, como religión del estado romano, luego de experimentar con varias religiones populares, pasando por el culto del Sol. 

El emperador necesitaba adoptar una religión que sirviera a las necesidades políticas de Roma, a punto de disgregarse por los continuos ataques dentro y fuera de sus fronteras. 

Es así que adoptó una estrategia para forjar un nuevo orden en el Imperio, un orden político, espiritual, militar y económico, fusionando Iglesia y Estado Romano.








Una de las consecuencias del Nuevo Orden religioso se verificó en el modo diferente de medir el Tiempo, inspirado en la religión, puesto que las celebraciones del Imperio empezaron a reemplazarse por las celebraciones cristianas.





El Calendario juliano básico, de 365 días y cuarto y dividido en doce meses, no se modificó pero introdujo tres cambios en esta organización:
- el domingo como Día Santo
- la semana de siete días
- la celebración oficial de fiestas fijas o Solares, como la Navidad y fiestas movibles o Lunares como, la Pascua de Resurrección.




Fue adoptado el Domingo como primer día de la Semana, una noción desconocida para los romanos, que usaban otro sistema, de Calendas (principio de mes, novilunio), Nonas (primer cuarto de Luna) e Idus (plenilunio).


El día Domingo, llamado Dies Solis, día del Sol, fue ordenado por un edicto de Constantino, como día de reposo en el que no se debía trabajar. 



Más adelante el nombre Dies Solis fue remplazado en las lenguas romances por, Dies dominicus o Día del Señor, así el italiano Domenica, el francés Dimanche.  


En otros idiomas se mantuvo su significado original, como el inglés Sunday, alemán Sonntag, danés Søndag.




La semana constantiniana ganó rápidamente popularidad entre los romanos, entre otros motivos porque los días coincidían con los 

nombres de los dioses romanos y con sus significados astrológicos, siete por los planetas conocidos incluyendo el Sol y la Luna. 




Los juristas, obispos y sacerdotes cristianos, no del todo conformes con el significado pagano del Sol, trataron de justificar la decisión del Emperador destacando el concepto que Cristo. como el Sol, era la luz del mundo.









 















[1] 
Sol Invictus ("sol invicto") o en forma completa, Deus Sol Invictus (latín,"el invencible Dios Sol") fue un título religioso aplicado al menos a tres divinidades distintas durante el Imperio romano: El Gabal, Mitra y Sol.



Juliano el Apóstata, emperador romano, declaró a Helios única divinidad, siendo las otras divinidades manifestaciones de este dios. Durante su gobierno la religión del Sol se convirtió en religión oficial de Roma.


[2]
Ciencia que tiene por objeto determinar el orden y fechas de los sucesos históricos.

martes, 2 de diciembre de 2014

EL PROXIMO FUTURO


Ana María Seghesso


 

 
 

Uno de los pronósticos más difundidos en Astrología es el de la Conjunción de los planetas Júpiter y Saturno, que se utiliza para proponer acontecimientos generales, concerniente a países, ciudades o regiones y que se llama Astrología Mundial.



Las Conjunciones de Júpiter y Saturno se verifican con regularidad en algunos signos por lo que se han creado teorías para proyectar el fenómeno astronómico en interpretación astrológica. Para ello se estudia el pasado y se busca en los contenidos históricos conocidos la correspondencia con el fenómeno astronómico.



Los astrólogos Caldeos ya utilizaban estos principios. Ha sido documentado que desde sus orígenes la Astrología se ocupó de temas de Estado, agrícolas y meteorológicos; estas pruebas históricas, datadas al fin de III milenio a. C., (dinastía sumeria de Ur) la confirman entre las distintas formas de adivinación, según los presagios sobre los eclipses de Luna conservados en el British Museum.





El orden de la Conjunción de los planetas superiores, Alquirem, en los signos astrológicos según su elemento,  se presenta históricamente según las datas siguientes


FUEGO                    -781                 74                   809           1663





TIERRA                  -582                 253                 1047          1842





AIRE                       -344                 452                 1226          2020





AGUA                     -165                 630                 1425          2219





 



La próxima conjunción media de Júpiter - Saturno que se verificará en el 2020 en Acuario, iniciará la serie de conjunciones de Aire que se extenderá hasta el 31 de octubre del 2219, pasando luego al elemento Agua.


Según la teoría astrológica las naturalezas más débiles están sometidas a las más fuertes, la parte a la totalidad. Por lo tanto, quien tenga la intención de predecir al individuo particular debe necesariamente y antes que nada, comprender lo que tiene un carácter más general.


Las conjunciones medias son las que señalan el pasaje de una triplicidad a otra, transitando del Fuego al Agua a través de la Tierra y el Aire. 


2020 - Final del Ciclo de Tierra.


El 26 de enero de 1842 se produjo la conjunción Júpiter - Saturno en Capricornio, iniciándose la serie de Tierra que en este período está llegando al final de su recorrido. Haciendo una síntesis muy breve podemos concluir que ha sido un período que ha desarrollado al máximo las características materiales, llevando a nuestro mundo a un incremento en el ámbito económico sin precedentes en otros períodos.


El nuevo Ciclo de Aire, que comenzará en 2020 favorecerá los contactos culturales, la comunicación, el desarrollo de la tecnología, y todas las características comunes a los signos de aire.


La cultura desarrollada en el Ciclo de Tierra, semeja en muchos aspectos a la cultura desarrollada en Atenas en la Grecia antigua. El teatro oficial, limitado sólo a los ciudadanos libres, era controlado por un grupo restringido de ciudadanos pudientes, quienes seleccionaban las piezas que debían representarse, subvencionaban los gastos de representación, costeando el jurado y distribuían los premios. Este grupo era el órgano ejecutivo de los dirigentes y en su juicio se guiaba por consideraciones políticas. Los poetas trágicos estaban pagados por el Estado, quien pagaba además las piezas representadas, pero sólo hacía interpretar ante el público las que estaban de acuerdo con su política e intereses.